…crear puntos de resistencia

 

tondike

Por: Reiniel Torres Thondike. 29|10|2013

(Intervención en la sesión plenaria del II Congreso de la Asociación Hermanos Saíz en el Palacio de las Convenciones, 19 de octubre de 2013.)

Uno de los logros más importantes que ha construido nuestra revolución son los  espacios  donde se puede acceder a la enseñanza de la música. La proliferación de las escuelas de arte en todo el país, ha creado profesionales con altos niveles en la ejecución y gusto por la música. A ellos se suman las casas de cultura que desarrollan un interesante trabajo comunitario, prestando atención al talento que se genera desde cada uno de los barrios y poblados. Otra de las formas que ha creado nuestra sociedad para visibilizar la cultura artística de nuestro pueblo es cada una de las sedes de la AHS en todo el país. Atendiendo a este panorama pudiéramos decir que hoy existe una red cultural donde cada persona con talento y sensibilidad artística puede acceder a las oportunidades que ofrece nuestra sociedad. No obstante la insistencia por la formación artística está en este caso encaminada hacia las grandes audiencias donde aún permanece el gusto por las banalidades como parte del consumo.  La mayor tarea que tienen hoy los creadores y las instituciones culturales debe ir encaminada a proyectar, difundir y promocionar productos artísticos de alto nivel con el objetivo de cultivar receptores cultos y exigentes de calidad.  Con este objetivo nuestra sociedad debe crear puntos de resistencia  que fomenten y defiendan desde todas las esferas desde lo más culto hasta lo popular  los valores por los que se ha consolidado nuestra cultura cubana. Con esta premisa, hoy se ha podido dialogar con el Gobierno Provincial de La Habana  un espacio de referencia para la joven creación de la música electrónica, sitio donde se podrá tener acceso en el futuro a una sana recreación que desde los valores de la contemporaneidad contribuya a la formación de la cultura general del ser cubano.

Donde nunca debemos caer es en la promoción del consumismo, esto generaría un cambio radical en nuestra ideología comprometiendo a nuestra sociedad con valores poco constructivos para la cultura general de la misma. A pasar de la injerencia burocrática en la que hoy se ven atrapadas muchas de nuestras  instituciones, la sociedad en la que nos hemos formado, solidifica su naturaleza humanista de altos valores espirituales y culturales.  El socialismo es para el ser humano, y esa es nuestra llave, la cual no debemos perder.

(Tomado de Caimán Burbudo)

Acerca de Dialogar, dialogar

Historiador, investigador, papá de María Fernanda y Alejandra
Esta entrada fue publicada en AHS, Cuba, cultura, Revolución, valores y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s